La guía definitiva para limpiar tu bicicleta eléctrica

Mantener tu bicicleta eléctrica limpia es una parte muy importante de tener una. No solo se ve mejor, sino que también hace que la bicicleta sea mucho más fácil de usar y segura.

En este artículo, cubriremos la frecuencia con la que debe limpiar su e-bike y qué herramientas necesita para el trabajo. ¡También discutiremos qué no hacer al limpiar bicicletas eléctricas para no dañarlas ni causar otros problemas!

¿Con qué frecuencia debo limpiar mi bicicleta eléctrica?

Cada mes: Si tu eres andar en bicicleta eléctrica regularmente, lo último que desea es quedarse atascado con una cadena oxidada o pastillas de freno sucias. Por eso te recomendamos limpiar tu bicicleta al menos una vez al mes.

cada 3 meses: Si solo usa su bicicleta eléctrica ocasionalmente y nunca más de una vez por semana, entonces puede valer la pena limpiarla cada 3 meses (más o menos). Esto asegurará que todas las partes de la bicicleta estén en buenas condiciones cuando más se necesiten.

Cada 6 meses: Si su bicicleta eléctrica se usa menos de una vez al mes y no ve mucha acción en los días lluviosos o durante los meses de invierno, entonces es mejor limpiarla a fondo al menos dos veces al año. ¡De esta manera, la suciedad o la mugre tendrán tiempo de acumularse antes de derramarse sobre otras partes de la máquina, como ruedas o pedales!

Es importante mantener su bicicleta eléctrica limpia y en buen estado para garantizar un rendimiento óptimo. Después de cada viaje, asegúrese de limpiarlo bien para eliminar la suciedad y los desechos. También debe realizar el mantenimiento de su bicicleta cada 1000 kilómetros o 600 millas según lo recomendado por el fabricante.

Cosas que necesitas para limpiar una bicicleta eléctrica

Necesitará los siguientes artículos para limpiar su bicicleta eléctrica:

Un balde, un cepillo, un poco de jabón y agua. Puedes usar cualquier producto de limpieza que funcione para ti. O quizás prefieras no usar productos químicos y usar limpiadores orgánicos en su lugar. ¡Lo que se sienta cómodo para ti es genial!

Un trapo para limpiar el exceso de humedad de las partes de la bicicleta después de lavarlas con agua y jabón (si es necesario). Asegúrese de que no tenga suavizante de telas porque esto causará manchas de agua en las superficies de plástico si se deja demasiado tiempo antes de secarlo nuevamente.

Una esponja o un pequeño cepillo para fregar para fregar la suciedad persistente del cuadro de la bicicleta o cualquier otra zona de difícil acceso donde la suciedad se acumula con el tiempo, como debajo de los frenos, etc. Siempre debe usar guantes cuando realice este tipo de trabajo para no lesionarse al manipular superficies ásperas o bordes afilados que podrían dañar la piel sin protección.

Un cepillo de cerdas duras para fregar la cadena y los piñones de la bicicleta. Esto ayudará a eliminar cualquier suciedad o arenilla que se haya adherido a estos componentes con el tiempo.

Pulimento para bicicletas para que el cuadro de su bicicleta eléctrica y otros componentes luzcan como nuevos nuevamente. Si aún no tiene algunos en su kit de herramientas, le recomiendo que use un pulidor a base de cera de buena calidad en lugar de productos en aerosol.

Lubricante de cadena de bicicleta para hacer que la cadena de su bicicleta funcione más suavemente, lo cual es especialmente importante si conduce con frecuencia o en terreno montañoso.

Gafas protectoras para mantener el polvo y la suciedad lejos de los ojos.

¿Cómo limpiar una bicicleta eléctrica?

Limpiar una bicicleta eléctrica es fácil, pero es importante seguir los pasos correctos para mantener su bicicleta eléctrica funcionando de manera óptima.

  • Primero, asegúrese de que la bicicleta eléctrica esté apagada y desenchufada.
  • Retire la batería de su compartimento y déjela a un lado, preferiblemente sobre una superficie blanda.
  • Siguiente y más importante paso: dentro de la carcasa donde está el motor, debe haber dos placas de metal que están conectadas por cables (uno entrando en cada extremo). Estos son componentes muy sensibles, ¡así que no los toque con las manos desnudas en ningún momento! Use solo bastoncillos de algodón humedecidos en alcohol para limpiar cuidadosamente entre estas placas de metal; luego séquelos con una toalla de papel antes de pasar a otra parte de su bicicleta.

Ahora comience llenando un balde con agua y agregando 1-2 cucharaditas de líquido para lavar platos. A continuación, utilice esta solución suave para limpiar el cuadro de su bicicleta eléctrica con una esponja o un cepillo. Preste especial atención a que no entre agua en los componentes eléctricos o en los contactos de la batería, ya que podría dañarlos.

También debe usar productos aprobados para bicicletas eléctricas, como limpiadores de frenos de disco y lubricantes para cadenas, cuando limpie su bicicleta eléctrica. Además, no olvides limpiar los contactos de la batería de vez en cuando y engrasarlos ligeramente. Para lavar las partes más sucias, es posible que deba frotarlas repetidamente con un cepillo de dientes; sin embargo, recomendamos usar una manguera sin presión como una manguera de jardín para obtener mejores resultados al lavar una bicicleta eléctrica.

¡Seguir estos sencillos pasos ayudará a garantizar que su bicicleta eléctrica permanezca en buenas condiciones durante los próximos años!

Cuando haya terminado de limpiar, coloque todos los componentes en su lugar y vuelva a colocar su batería de bicicleta eléctrica a su compartimento. ¡Tu bicicleta eléctrica debería estar lista para usar de nuevo!

¿Qué no debes hacer al limpiar tu bicicleta eléctrica?

No debe usar una lavadora a presión.

Si tiene una lavadora a presión, es tentador usarla en su bicicleta eléctrica. Sin embargo, esto puede causar daños a largo plazo y es mejor evitarlo por completo. La alta presión del agua puede dañar los sellos y la electrónica, lo que provocará problemas en el futuro. Si está buscando algo que limpie su bicicleta eléctrica con menos esfuerzo que lavarla a mano, le recomendamos que utilice una de estas prácticas herramientas.

No debe usar el tipo de limpiador incorrecto.

Muchas personas utilizan productos de limpieza domésticos para limpiar sus bicicletas eléctricas. Si bien esto puede parecer una buena idea a primera vista, en realidad es muy arriesgado. La mayoría de los limpiadores domésticos contienen productos químicos que dañan las piezas de plástico y goma de la bicicleta. Esto podría generar problemas en el futuro, ¡así que asegúrese de usar solo productos de limpieza especializados para bicicletas eléctricas!

Tampoco se recomienda llevar su bicicleta eléctrica al lavado de autos, ya que esto podría ocasionar daños graves a su bicicleta. ¡Con el cuidado, la limpieza y el mantenimiento adecuados, puede mantener su bicicleta eléctrica funcionando sin problemas durante los próximos años!

Conclusión

Limpiar una bicicleta eléctrica puede ser un poco molesto, pero vale la pena el esfuerzo. La limpieza regular mantendrá su bicicleta eléctrica funcionando sin problemas durante los próximos años. Con estos consejos y trucos en mente, ¡puede abordar cualquier trabajo sin sudar!


Dejar un comentario

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.